Signo editores / Literatura a Mil

La soledad de la noche (Tania Saavedra Candela)

Comparte este post

La noche avanza, tímida y cabizbaja. Parece andar sigilosa y cuidadosamente entre pequeñas nubes de algodón.

Desde lejos parece simpática. Sin embargo, cuando se acerca y se muestra, los que no la entienden huyen de ella y se cobijan bajo sus sábanas sin decirle ni una palabra, temerosos de lo desconocido, temerosos de la oscuridad que la arropa.

La noche se pone triste, nadie quiere saber de ella: de los secretos que guarda, del silencio que la acompaña, de la oscuridad de la ciudad que la invita sino a quedarse horas en el bar a pasearse un rato sobre la arena del día.

Dice que le tiene envidia a su contrario y que en sus noches sólo hay borrachos, tristes poetas y viejos amantes.

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies