Signo editores / Literatura a Mil

Espérame (Diana Paulino Rocha)

Comparte este post

Aquél día sentía una opresión en el pecho casi dolorosa, me costaba respirar y tenía un nudo en el estómago. El llanto desde hacía horas me había dejado los ojos enrojecidos. Me fui al lavabo para poder recuperar un poco lo que tu dolor me estaba causando por fuera. Se trata de ir a trabajar con una sonrisa cuando por dentro te estás muriendo.
Entré en el despacho y ahí estaba el causante de mi dolor que no se ve. Tu mirada gélida me devolvió a la realidad que no queremos ver. Me sentí insignificante, pequeña, menuda… Firmé el registro de mi llegada y me senté en mi despacho que parecía minúsculo. Sonó el teléfono y tu voz me devolvió a la realidad. Srta. pase a mi despacho, por favor. Tu voz tajante y el sonido del aparato colgando no me dejó opción. Al llegar a tu despacho volví a comprender:
-Estoy enamorado.
-De otra.
-De ti. Espérame.
-No puedo.
-Me matas.
-Yo ya estoy muerta.-En realidad no sabe que estaré esperándole toda mi vida. Cierro la puerta. Te odio. Me engaño…

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies