Signo editores / Literatura a Mil

Un asesino (Diana Macías)

Comparte este post

Tuve que matarla. Siento remordimientos. Siempre me he alejado de esa tentación, pero esta vez no pude. Ese chasquido, ese crujir resonó en mis oídos, sintiendo escalofríos. Pero estaba tan cansado de sus amenazas y de ese rápido contoneo de cuerpo que hacía que todos mis sentidos se alterasen. No podía dormir así. Intenté asustarla, echarla, la amenacé con cualquier objeto que pudiera tener al alcance de la mano. Pero ahí seguía, con su asquerosa mirada clavada a cualquier movimiento que hacía. Tenía que acabar con ella, la angustia que tenía ante tal situación era mayor a cada rato que pasaba. No había nadie más en la casa salvo ella y yo. Ante medidas desesperadas, soluciones desesperadas, ¿no? Tal vez por eso acabé matándola. Ese repugnante crujido cuando cogí el zapato y la aplasté contra la pared fue realmente horroroso y aún no puedo quitarme la sensación de ser un asesino de cucarachas, una inocente que simplemente se paseaba por la pared de mi habitación.

3 comentarios

juan 14 junio, 2016 Responder

jjajaja muy gracioso, si

Vanesa 14 junio, 2016 Responder

Jajaj que giro en el final

EDUCEJIM 17 julio, 2016 Responder

jajaja, sigue, sigue

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies