Signo editores / Literatura a Mil

Que abren y cierran. Bisagras. Al final. El final. ( Susana Sáez Fernández)

Comparte este post

La música de fondo es el ruido del goteo, del deslizamiento, del cerrar y del abrir. Hoy el guión va de bisagras oxidadas, del esfuerzo de una puerta chirriante, de los abrazos en los que el otro quedará amputado de vida, de la historia de una memorable persona: hombre, mujer, persona sin género o con un sexo mal asignado. Del hecho histórico y humano de que la muerte permanece incomprensible aunque la traduzcamos, de los cuerpos que perecen ya sin vida, del mal momento en el que nos llega y del momento en el que provoca alivio. Hoy la historia es para todos, porque la muerte ha hecho historia en la de cada uno. Hablamos de ella a sus espaldas con artimañas ilusorias de combate, como si fuera algo externo a nuestro cuerpo: una catástrofe, mala suerte, un enemigo externo adornado por una túnica negra y que, por qué no, podemos enfrentar con la rabia. Pero, por favor, como en el ruego que se hace ante una pérdida en lo real, no os olvidéis de ganar en lo imaginario.

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies