Signo editores / Literatura a Mil

Humanidad occidental (Javier González)

Comparte este post

En mi viaje he descubierto que el plástico ayuda contra la humedad, que el cartón y la hierba no son tan malas camas y que una estrella, llamada Polar, nos ayudó durante todo el camino. Lo estoy apuntando todo en la libreta que me regaló papá.
Aquí sólo hay silencio. No hay explosiones, ni disparos. La tranquilidad sólo se altera por los llantos de las mujeres, pero mi papá dice que lloran de felicidad porque ya no hay hombres malos.
Hoy papá me ha dicho que ha hablado con un hombre bueno que quiere conocerme. Hemos ido con mamá a que me diera muchos besos y abrazos. Luego me ha llevado a ver al hombre vestido de verde y este me ha dejado pasar a mí y ha empujado a mi papá.
Me he asustado un poco porque he visto a papá llorar, gritar y golpear el muro de alambre con la cabeza. Pero no estoy preocupado porque luego he visto que lloraba mucho y me sonreía y me he acordado que aquí no hay hombres malos.

1 comentario

Carmelo 7 junio, 2016 Responder

Muy bien,espero que les gusté a los demás igual que a mi me a gustado.
Carmelo

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies