Actualidad

Espido Freire: Quería volar, cuando comer era un infierno

Comparte este post

La escritora Espido Freire ha charlado con Hablando con letras sobre su última publicación, Quería volar. Cuando comer era un infierno. Se trata de un ensayo que todos deberíamos leer pues los trastornos con la alimentación es uno de los problemas que más están afectando a los jóvenes en la actualidad.

1.- En muchas ocasiones, conocer el testimonio de otras personas que han padecido la misma enfermedad ayuda a afrontarla con más optimismo, ¿es esto lo que busca Espido Freire con su nuevo ensayo Quería volar. Cuando comer era un infierno?
¿Optimismo? No creo que sea la palabra. Creo que al identificarse un poco, al menos, se puede relativizar, y darse cuenta de que un problema compartido es un poco menor, que no estamos solos ni somos bichos raros.

2.- ¿Por qué será que todavía la sociedad no percibe la bulimia o la anorexia como una enfermedad que puede llegar a matar?
Porque no crea alarma social, porque se vive en la familia y de una manera solitaria. Es una enfermedad privada, privadísima, que se padece en secreto, y que a nadie interesa.

3.- Se trata de una obra que desprende una gran sinceridad, a la vez que mucha dureza…
Eso he intentado. La sinceridad es clave. Y la dureza es una consecuencia de lo terrible de este dolor y esta ansiedad.

4.- Quería volar. Cuando comer era un infierno es una reedición de otra publicación que realizaste hace 12 años, Cuando comer es un infierno. ¿El hecho de que se continúe sin dar la importancia que se debería a los trastornos alimenticios es lo que te ha impulsado a volver a retomar esta publicación?
El libro se quedó pequeño. Yo aún no tenía una distancia grande con la enfermedad, como para poder afrontar temas que ahora me parecen esenciales. Quería hablar de lo mismo, pero con mayor profundidad y seriedad.

5.- ¿Qué va a encontrar el lector al abrir las tapas de este libro?
Respuestas. Creo que eso es lo importante, una forma de comportamiento que pueda ayudarte y ayudar a quien esté enfermo.

6.- Cualquiera, independientemente de la edad y del sexo puede caer en este trastorno, por lo que es un libro recomendado para todos los públicos…
Sí, y no. Hacen falta condiciones previas para padecer una TCA. No todas las personas son igualmente sensible a padecerlo, pero está bien que lo conozcan y puedan prevenirlo.

7.- Desde tu experiencia y conocimientos, ¿crees que la sociedad y los estereotipos que se van creando son la principal causa de que cada vez más jóvenes padezcan estos trastornos?
Hay muchos factores: los mensajes de cómo hay que ser se reciben de muchos flancos. Desde luego, la sociedad, pero también la familia, la pandilla, las revistas, el entorno, la propia historia te dice que no eres adecuada, que no sirves, que merecerás más la pena y tendrás derecho a más privilegios si encajas en un molde físico.

8.- Quería volar. Cuando comer era un infierno, es un libro de denuncia, pero a su vez es un alegato a la esperanza…
Sin duda. De esta enfermedad se sale, es posible vivir mejor, es posible dejar atrás el infierno.

9. ¿Cómo se puede salir de esta enfermedad?
Terapia, voluntad, medicación, a veces, ayuda de los expertos. Siempre, siempre, ayuda de los expertos.

10.- Eres tajante a la hora de afirmar que el número de casos no disminuye, ni lo va a hacer en un futuro cercano, ¿cuál es el motivo, quizá que no se tiene todavía bien catalogada esta patología, sino que desde la sociedad se percibe como un trastorno que padecen algunos jóvenes porque quieren, por su obsesión con conseguir cuerpos de modelos?
Esa es una gran pregunta. Lo que no se quiere ver, no se ve. Miremos bien a las mujeres que nos muestran, y qué decimos – dicen de ellas. Y luego pensemos. ¿Qué mensajes, qué frases, qué misoginia, qué odio se transmite hacia esas mujeres y su cuerpo? Cuando lo reconozcamos, habremos dado un gran paso.

11.- Junto a los testimonios personales, también hay un apartado para las ‘dietas milagro’ que están por todas partes, ¿qué opinión tiene Espido Freire sobre todas estas recetas con las que supuestamente pierdes peso en poco tiempo?
Es posible perder peso en poco tiempo. Basta con no comer. Para morirse hay que seguir el mismo método. Una dieta de adelgazamiento es tarea de un doctor, un dietista, y debe tener en cuenta estilo de vida, gustos, actividad, alergias, necesidades reales: no de una revista, una amiga o una moda.

12.- Para concluir, ¿cuál es la reflexión de Espido Freire acerca de estas enfermedades?
Me ha costado dos libros para ello: mi conclusión es que hay que cuidarse, que la vida es única, que el cuerpo cambia y envejece. Y que así debe ser.

portada

Deja un comentario

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
A %d blogueros les gusta esto: